5 problemas cuando se trabaja en un diseño web

problemas diseño web

Si te encuentras en la etapa de iniciar tu proyecto web y ya tienes tu hosting y dominio, lo que te queda ahora es realizar un diseño web. Como sabes a nosotros nos gusta referirnos a WordPress. Incluso tenemos un blog exclusivo WordPress donde ofrecemos tips, noticias y herramientas para esta popular plataforma que sirve al 22% de páginas web en el mundo.

Bien, aunque WordPress sea de nuestro agrado, existen otras plataformas similares que también podrían usarse. Contando que ya tienes un diseñador o una empresa de publicidad o diseño web que se encargará de ello y ya sea incluso que estén usando un CMS o no, es importante tener una adecuada comunicación y para ello es que hacemos este post.

Existen 2 errores que todo empresario que está próximo a contratar un diseño web, comete frecuentemente y curiosamente son opuestos entre sí.

El primero y más frecuente, que el empresario sienta que debe y puede hacerlo todo. Es tan frecuente encontrar gerentes o empresarios que quieren monitorear cada detalle y proceso. Solicitan frecuentemente que se les mande un avance para aprobarlo o decir ellos qué se debe agregar o sustraer.

Lo segundo es todo lo contrario. Empresarios que creen que contratando a una agencia o diseñador, pueden desentenderse completamente del proyecto dejando un cuello de botella para dicha agencia que trata de comunicarse insistentemente por teléfono o correos solicitando algunos recursos que el gerente debe proporcionar.

Así que si estás del lado del empresario que contrata los servicios de alguien o eres tú el contratado, hemos querido hacer útil este post al ofrecer ideas de solución a problemas frecuentes cuando se realiza un diseño o re diseño web.

El señor ocupado

Quizá la conozcas. El empresario está muy ocupado y el diseñador trata de comunicarse incluso a través de visitas personales a la oficina pero es imposible coincidir y los plazos inevitablemente se extenderán porque no hay nadie quién pueda ofrecer lo solicitado para avanzar en la construcción.

La solución, es que antes de iniciar el trabajo, quede claro que un proyecto, es 20% conversación con el cliente y 80% desarrollo técnico. Ésto por supuesto es una idea. Puede variar ello, pero creemos que en promedio ésta debe ser la proporción que se destina a una comunicación obligatoria y a un desarrollo del trabajo en sí mismo.

El señor indeciso

Es común también ver como los plazos pueden quedar superados porque el empresario o gerente está cambiando continuamente de enfoque al diseño. El marketing de una Pyme puede fluctuar tanto que el gerente no toma la decisión sobre el enfoque y continuamente está diciendo al diseñador o agencia “vamos a variar un poco los objetivos de la web” o “vamos a resaltar esto y ya no lo otro”.

La solución: debe haber una claridad en los objetivos del proyecto y sobre todo ser decidido respecto a la web que se va a lanzar. El resto puede ir acomodándose en el camino.

Democracia o desorden

El equipo con el que trabaja el diseño de la web, puede ser pequeño y eso está bien para un proyecto de normal envergadura. Pero la poca experiencia del director del proyecto puede hacer que las opiniones encontradas no decidan sobre cómo se va a construir cierta sección o incluso toda la web, en caso el empresario haya dado luz verde a las ideas de la agencia.

La solución tiene que ver con lo sugerido en el anterior punto. Los sitios web hoy deben lanzarse con una apuesta clara. Jugársela por una fórmula según los objetivos y analizar datos en el camino para ajustar y acomodar mejor ciertas cosas. No se puede esperar a que esté “perfecta” para lanzarse. Son los datos quienes deben decirnos que no está funcionando y no nuestro criterio intuitivo sobre lo que es mejor o no.

El Señor “Nada sin mí”

Como lo habíamos mencionado al principio,  los empresarios que sienten que nadie puede hacer las cosas mejor que ellos mismos y se niegan a ser ayudados por un profesional más pulido en la materia. Muchas veces esto es producto de no confiar enteramente en quien se contrata. Es decir, si se contrata a un profesional es porque crees en su capacidad. Si se piensa, como gerente, que nadie lo podría hacer mejor que uno mismo, mal asunto.

La solución es definir la  proporción del 20 – 80 sugerida anteriormente. Esto pone  al señor ocupado y al señor “Nada sin mí” en una posición más útil para los diseñadores o agencia contratada para avanzar en el trabajo.

Si de algo podría centrarse el empresario o gerente relacionado al sitio web es en el contenido que se publicará. Si no tiene el tiempo, entonces contratar al profesional en ello siempre es una opción pertinente.

El señor retraso.

Los plazos pueden romperse por parte del empresario o del diseñador. Una de las razones es un retraso en el pago lo que hace que los diseñadores retengan el sitio web. Es importante planificar el presupuesto y destinarlo sin tocarlo para evitar estos problemas. Otra de las razones es que simplemente el diseñador no cumplió con sus plazos y no da una razón más que el de disculparse. Si es así, no hay ninguna solución que podamos sugerir que no sea la que se sienta como cliente.

Problemas nunca faltan al momento de trabajar con personas. Lo importante es establecer cosas claras y un ecosistema de trabajo que haga posible que éste fluya. Y mejor es establecerlos antes de iniciar el proyecto. Esperamos que esto ayude.

Un pensamiento en “5 problemas cuando se trabaja en un diseño web

  1. Pingback: Cómo tratar con tipo de clientes en diseño web

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *